Porqué invertí en Google…

Jeje, si alguien piensa que invertí en acciones de Google o algo así, no… nada que ver. Aunque la idea no me molestaría para nada. 😛

En realidad este post va más bien dirigido a Google AdSense y sus beneficios.

Desde hace ya muuuucho tiempo que conozco AdSense. De hecho, algunas de las antiguas versiones de mi weblog tuvieron AdSense (allá por el 2006), pero siempre sumé de a .50 o .60 centavos de dólar al mes (o incluso menos), por lo que después de un tiempo, le dejé de dar pelota. Sigue leyendo

Google anuncia el fin de Google Wave.

Hoy Google anunció el fin de Google Wave, un proyecto que trató abarcar todo lo que podía, desde redes sociales a trabajo en equipo, email, chat, juegos… demasiado ambicioso talvez.

Tuve la suerte de contar con una cuenta de Google Wave en el período de Beta cuando todo era por invitación y honestamente no le vi lo práctico… de hecho hasta me costó entender la idea de fondo. Lo usé un par de días y hasta ahí llegó.

Osea, si quiero conversar en línea, tengo MSN… Si quiero un blog, tengo mi sitio web… Mis amigos están en Facebook, Twitter, etc… qué ofrece Wave entonces?

Talvez el error de Google fue desarrollar una herramienta que reemplazara esos servicios, en vez de integrarlos directamente a Wave. Eso habría sido lo más práctico, pero claro… después de la guerra todos son generales 😛

Sigue leyendo

¿Qué le pasa a Firefox?… ¿Ya no es lo que era?

Siempre he usado y defendido a Firefox, cueste lo que cueste. Cada vez que formateo o instalo Windows, lo primero que hago es bajar Firefox y setearlo como navegador predeterminado… y luego le sigue Thunderbird (el cliente de correo del mismo Mozilla).

Y ¿por qué?… Pues porque lo considero el mejor browser que hay, incluso mejor que Chrome de Google o Safari de Apple (bah, hasta lo instalé en el Mac).

Sin embargo, en los últimos meses me ha llamado la atención la cantidad de updates, parches, actualizaciones y cosas así que van saliendo para Firefox. Y la mayoría de ellas para solucionar problemas de seguridad, rendimiento, consumo de memoria, blah blah.

Sigue leyendo